Llegué tarde y me fui antes

Por eso a veces me sorprende cuando hay quienes se quejan de que no han sido invitados. A mí nadie me invitó, simplemente llegué y me infiltré.

Vanessa Toca

IMG_2763

Foto: Pedro González Castillo.

 

Yo no estaba cuando inició todo. Llegué tarde y me fui antes, aunque pareciera que siempre he estado ahí, aunque aún sigo aquí. Las imágenes, los años, las películas, los protagonistas, todo se mezcla en mi memoria y es a partir de ella que surge este relato, con toda la subjetividad y ambigüedad que eso significa. Al final así se escribe la Historia y ésta es nuestra historia.

Todo surgió como una broma, como un chiste privado, de esos que sólo entienden los involucrados. Al menos eso me contaron. Cuando yo llegué ya existían los Guerreros de la Prensa. Sí, en el nombre empieza el chiste, y sí, suena a una mala agrupación musical noventera (algo así como Los Fantasmas del Caribe).

Era el año 2008, mi primera vez como reportera en el Festival Internacional de Cine en Guadalajara. Ya antes había cubierto el de Guanajuato y había ido, por puro gusto, al de Morelia, pero esto eran las ligas mayores, se notaba la antigüedad del evento y el tamaño de la ciudad. La táctica era simple, observar a los veteranos y hacerme pasar por uno de ellos. Admito que la estrategia la empecé desde mis primeros días como reportera de la fuente, así que para ese momento ya estaba medio infiltrada, pero igual funcionó: Me contaron el chiste privado, ese que llevaban contando hacía ya varios años atrás, y que los había llevado a entregar unos premios en el FICG.

De pronto ya estaba promoviendo el voto, organizando, boteando para recaudar fondos para comprar una estatuilla y yendo a Tlaquepaque a comprarla. Con Juan Manuel Badillo tomamos el bus y fuimos en búsqueda de alguna artesanía. El mercado de Tlaquepaque es enorme, básicamente todo el pueblo, las opciones son muchas, pero no es fácil encontrar algo que asemejara un premio digno y que además se ajustara al presupuesto recaudado. Honestamente no recuerdo qué compramos al final, solo sé que terminamos corriendo para regresar a tiempo.

Estaba metida hasta el cuello, creo que ellos no se dieron cuenta de cómo, ni yo misma supe en qué momento era ya una Guerrera de la Prensa, pero ahí estaba, en medio de todo. Por eso a veces me sorprende cuando hay quienes se quejan de que no han sido invitados. A mí nadie me invitó, simplemente llegué y me infiltré.

¿Quién ganó ese año? Lo tengo tan claro como la estatuilla que le dimos. Bien pudo ser Lake Tahoe de Fernando Eimbcke, Desierto adentro de Rodrigo Plá o Conozca la cabeza de Juan Pérez de Emilio Portes. Recuerdo, eso sí, estar en el conteo de votos en la habitación de alguno de nosotros, discutiendo, debatiendo, hablando de cine mexicano. Siempre hablando de cine mexicano.

Creo que eso fue lo que me atrajo a los Guerreros de la Prensa, el antecedente de lo que ahora es la Red Mexicana de Periodistas Cinematográficos, que había (y aún hay) un interés real por el cine, en particular por el cine mexicano, y por la labor periodística.

El chiste comenzaba a ponerse serio, pero no fue sino hasta tres años después, en 2011, que las cosas empezaron realmente a cambiar. Una tarde antes del anuncio de los premios nos sentamos, como siempre, a contar los votos. Ya teníamos ganadores, pero no estatuilla. La mañana de la premiación me habla Juan Manuel Badillo para que pidiera a los directores ganadores que estuvieran en el anuncio para el que faltaba menos de una hora, tal vez exagero, pero al escribir esto acabo de revivir el estrés de esos momentos.

Alguien más se encargó de localizar a Paula Markovitch mientras que yo hablaba por teléfono con Everardo González. La primera había sido votada por la prensa como la mejor ficción mexicana por El premio y el segundo mejor documental mexicano por Cuates de Australia.

Everardo llegó antes que el premio y que Badillo. Estrés al máximo. Por fin, aparece Badillo con una estatuilla en cerámica llamada precisamente El Guerrero, realizada por el artista tapatío Adrián Guerrero, a quien conoció gracias a Gamaliel Luna y Mr. Bestia (si ponemos su nombre real nadie sabrá quién es). Ellos sabrán mejor qué pasó la noche previa, pero, por primera vez, teníamos una escultura digna de llamarse premio.

Al año siguiente repetimos la escultura pero aún más formal; ahora El Guerrero era de metal. Tercera llamada y Quebranto fueron las películas ganadoras y, cuando Everardo vio la nueva estatuilla quería que se la cambiáramos. En broma le dijimos que tendría que volver a ganársela y en 2016 lo hizo: Su documental El Paso le mereció su guerrero metálico.

Claro que no todo son premios; ni únicamente es el premio en Guadalajara. Es también el de Guanajuato, donde fue una pequeña lucha para que se pudiera llamar Guerrero de la Prensa; el de Morelia, donde nos tardamos más en entrar, pero en donde incluso se entrega el Premio al Mérito Periodístico Cinematográfico “Joaquín Rodríguez”, que se otorga desde 2014, y que, para mí, resulta particularmente emotivo porque es un reconocimiento de nosotros para nosotros, ¿quién si no?

Pero, ese 2011 fue decisivo pues más allá de haber conseguido la estatuilla (que honestamente sí fue un gran logro) comenzamos a debatir más seriamente sobre la necesidad de formar un frente común, de crear una red de periodistas que no sólo entregara premios sino que se apoyara, que viera por las necesidades del gremio. Soñamos con dar cursos, editar libros. Autoemplearnos y autoayudarnos.

Primero, las charlas eran solo en los festivales, después comenzamos a reunirnos fuera de ellos. Es muy difícil coordinar tiempos. Al final a las reuniones llegamos a ir tres o cuatro personas. Recuerdo perfectamente una noche en el Starbucks de Torre Mayor, estábamos únicamente Juan Manuel Badillo (siempre Badillo, por eso es el gran Guerrero, perseverante y necio), Christian De La Luz y yo. Era un poco desmotivante pero igual debatíamos, hablábamos, acordábamos y, al final, mandábamos un correo al resto de los involucrados, quienes argumentaban a distancia. Esa era la mejor manera, los horarios de los periodistas son un tanto impredecibles. Y así se han conseguido grandes y pequeñas victorias, no obstante aún falta mucho camino. Esta historia, nuestra historia es aún muy corta, pero más vale comenzar a contarla porque ya ahora se nos olvidan los detalles, los datos duros, aunque las anécdotas nos acompañarán de festival en festival y la Red nos sobrevivirá a todos… Espero.

 

Anuncios

Marcela Encinas, nueva secretaria técnica de AMACC

Sustituye en el puesto a Andriana Castillo, quien se incorpora al Festival Internacional de Cine de Los Cabos, en la sección de industria.

marcela

Marcela Encinas. Foto tomada de Face.

Juan Manuel Badillo

A partir de esta semana, Marcela Encinas será la nueva secretaria técnica de la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC).

Encinas deja sus funciones como coordinadora del Fideicomiso de la Ciudad de México, Procine y entre sus primeras tareas en la parte operativa de la AMACC se encuentra el proceso de transición de la presidencia de Dolores Heredia a manos de Ernesto Contreras.

Adriana Castillo fungió como secretaria técnica durante dos presidencias, la de Blanca Guerra y Dolores Heredia.

Encinas ha trabajado en el Instituto Mexicano de Cinematografía y es socia fundadora del sitio correcamara.com, junto con Hugo Lara. RED

 

 

 

Ernesto Contreras, al frente de la AMACC

Al director de Las oscuras primaveras le tocará, de entrada, recibir la nueva sede de la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas, en la casa Luis Buñuel, y tratar de incidir en la ronda final de la renegociación del TLCAN.

_DSC0267

El cineasta Ernesto Contreras y los actores Fernando Álvarez Rebeil y José Manuel Poncelis. Foto; Viridiana Guzmán.

Juan Manuel Badillo

La actriz Dolores Heredia dejará la presidencia de la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC), luego de haber encarado la batalla por defender el cine en la renegociación del Tratado de Libre Comercio con América del Norte (TLCAN).

El director de Sueño en otro idioma (Premio Guerrero de la Prensa, 2017), Ernesto Contreras, fue elegido el 5 de septiembre pasado, luego de ser elegido por mayoría de votos en asamblea plenaria para presidir el ciclo 2017-2019.

La primera ronda de negociaciones del TLCAN concluyeron en los primeros días de septiembre, sin tomar en cuenta los temas del cine y la cultura en general.

La AMACC, con Heredia a la cabeza, presentó un pliego petitorio al secretario de Economía, Ildefonso Guajardo Villarreal, con los reclamos de la comunidad cinematográfica, pero al parecer no fue tomado en cuenta.

21441547_10155715484206967_1147714744_o

El cineasta Ernesto Contreras y la productora Mónica Lozano, en la entrega del Premio Guerrero de la Prensa, por “Sueño en otro idioma”. Fotos: Paola González Dávila.

Contreras, director de Párpados Azules, llega luego de dos administraciones encabezadas por actrices: Blanca Guerra, quien encabezó la unificación de la primera Red Iberoamericana de Academias de Cine e instauró el cóctel de nominados al premio Ariel, como en el premio Oscar.

A Dolores Heredia, como presidenta de la AMACC; le tocó el trabajo rudo, la renegociación del TLCAN y también enfrentó las críticas por la austeridad, descoordinación y exceso de actrices en las presentaciones de la 59 entrega de los premio Ariel, donde ganó 10 premios Ariel una película que no había sido estrenada, La Cuarta compañía, de Emir Galván y Mitzi Vanessa Arreola.

A Contreras le tocará, de entrada, recibir la nueva sede de la AMACC, en la casa Luis Buñuel, y tratar de incidir en la ronda final de la renegociación del TLCAN. RED

 

La prensa, el GIFF y el berrinche de Sarah Hoch

Creemos que la relación de la prensa y los festivales de cine, financiados con dinero de los impuestos, es un tema que se debe debatir públicamente, más allá de casos particulares y berrinches de Sarah Hoch.

Juan Manuel Badillo

prensa

La prensa nacional en la cobertura del tradicional Rally del GIFF. Foto: GIFF.

La directora del GIFF, Sara Hoch, asegura que en la RED no existe consenso sobre la nota publicada sobre la prensa y el festival (https://redmexicanadeperiodistascinematograficos.wordpress.com/2017/07/27/giff-da-espalda-a-prensa-de-cine-y-luego-recula/) y que existen testimonios “por escrito” de posturas contrarias.

“En el caso específico de la Red Mexicana de Periodistas Cinematográficos, es del conocimiento de este Festival que no hay consenso al interior de la asociación de periodistas respecto a la nota que hicieron pública el pasado 27 de julio, misma que el reportero Carlos García cita en su artículo. Ya que diversos periodistas dentro de la misma RED han manifestado al GIFF (y por escrito) su inconformidad con la postura hecha pública en el blog de la RED”, cita Hoch en una carta.

Del “no consenso” en la RED tengo mis “asegunes”, de los zalameros y de los testimonios “escritos”, no me asombra, no me espanta.

La respuesta a Hoch por parte de la Red de Prensa Mexicana de Cine (no Red Mexicana de Periodistas Cinematográficos) es sencilla: la nota está sustentada con datos y nombres, y avalada con testimonios de compañeros que en su momento fueron publicados en este Grupo Cerrado de la RED, mismos que están a la vista de sus integrantes para cualquier consulta. En ese asunto no hay nada que agregar.

La nota de marras manifiesta también una postura de la RED sobre la relación de la prensa y el Festival, y nunca pretende imponer criterios de acreditación. Creemos que la relación de la prensa y los festivales de cine, financiados con dinero de los impuestos, es un tema que se debe debatir públicamente, más allá de casos particulares y berrinches de Sarah Hoch, quien insiste en dividir al gremio, pero no puede desmentir lo publicado.

Creemos, también, que la relación de la prensa con los festivales de cine debe estar basada en el respeto, sobre la idea de que somos colaboradores y no empleados ni rivales.

Sobre el “no consenso” la respuesta a Sarah Hoch es simple: RED está hecha de distintas voces, posiciones e intereses varios; la diversidad es parte de su naturaleza. Lo que llama “ruptura” no es más que un libre ejercicio de democracia y libre debate. Tampoco hay nada que agregar al respecto.

Sobre los que abogan por su desayuno gratis y cama en cuarto compartido de hotel barato en el GIFF del año próximo, los que piensan en su carrera de cineastas y sus empleos en el mismo GIFF; de esos tristes casos nada que discutir. Sobre las voces, dos o tres zalameros (sabemos quiénes son), les decimos que ellos no representan TODA la RED, porque además son los que menos trabajan, los que menos participan, y por tanto los que menos cuentan. AMEN.

GIFF da espalda a prensa de cine

Sara Hoch, directora del festival, aplicó a reporteros ley de “cadenero” de discoteca.

Redacción

prensa

La prensa nacional en la cobertura del tradicional Rally del GIFF. Foto: GIFF.

El Festival Internacional de Cine de Guanajuato (GIFF por sus siglas en inglés), festejó 20 años y lo hace con mucha pompa y algarabía, pero poco brillo mediático.

Este año, la directora del festival, Sarah Hoch, limitó las acreditaciones de prensa de cine y los sustituyó con medios, digitales y de formatos varios, empecinados casi en exclusiva a dulcificar la imagen de la directora y a escribir “bonito” de todas sus actividades.

Los pobres impactos en difusión son el resultado de una ley de “cadenero” de discoteca, aplicados a reporteros y críticos de cine desde el año pasado.

Sara Hoch

Sara Hoch en la edición de 2015 del GIFF. Foto: GIFF.

En esta ocasión, y sólo por mencionar los casos registrados,  le negó espacio al editor de una revista especializada en el tema (Toma) y otro medio impreso y con presencia nacional (La Jornada), ni siquiera hizo el intento por asistir. Otros casos documentados: la conductora del programa de cine en radio más longevo, Gente de Cine, fue invitada y luego desinvitada y la reportera de la revista Proceso fue ninguneada también. Esto sin contar las invitaciones a medios hecha al vapor, tipo “vente mañana, pero córrele”.

“Lo que sobran son festivales y lo que les falta son profesionales (de cine) que los cubran”: Jorge Caballero (La Jornada)

El argumento de los directivos por el trato “sin criterio periodístico” a la prensa ha sido, desde hace un año, el recorte presupuestal: la Cámara de Diputados le negó recursos desde el 2015 (en este año fue beneficiado con 6 millones de pesos, según el reporte de Ingresos de la Federación); y el gobierno estatal recortó su apoyo en el 2016 en 70%. El asunto es que el problema de los dineros sólo ha tocado las áreas “no prioritarias” del festival, como la prensa.

Sara Hoch olvidó que todo festival de cine en México ha recibido, o recibe dinero público, de los contribuyentes y por tanto no puede administrar un festival como si estuviera en su casa, con la servidumbre.

teatro

Olvida la directora que sin prensa no hay festival de cine que valga (el hecho de que hayan reculado con las acreditaciones para cubrir los días restantes del festival en Guanajuato, ciudad capital, es una muestra de ello).

Que el objetivo de fondo de un festival de cine, o de cultura, o de fritangas, es la promoción y difusión, en este caso de películas, de sus artistas, del turismo, la ciudad sede, de la gastronomía, de las políticas culturales y cinematográficas, y un largo muy etcétera.

Que esos mismos reporteros de cine a los que ahora les plantan cara son casi los mismos que la han apoyado en 15 años por lo menos, desde que era un festival de cortos y sin brillo.

Que esos periodistas que quienes les chiquitean una acreditación se han formado a la par del festival, y que son los profesionales que han dedicado horas de su vida a escribir de sus actividades, buenas y malas.

Bien lo dijo el periodista Jorge Caballero de La Jornada, “Lo que sobran son festivales y lo que les falta son profesionales (de cine) que los cubran”. RED

 

Taller de Cine y Periodismo

el_cuarto_poder_cinemelodic_bogart_periodista

 

Objetivo: Contribuir a la formación y fortalecimiento del periodismo especializado.

Objetivo general

Taller formativo para periodistas, estudiantes y público interesado, se contará con presencia de prensa especializada e integrantes de la comunidad fílmica, se estudiará la historia del cine mexicano y se abordarán los géneros periodísticos; así mismo se compartirán experiencias y cocimientos, con miras ejercer el oficio con profesionalismo.

Propone:

red mexicana de cine NUEVO

Con el apoyo de:

15578965_10157863811045363_6123292640368379255_n-960x500

 

Cineteca_Nacional_logotipo_SVG.svg

 

Taller sin costo.

Lugar: Cineteca Nacional. Sala 6.

Fechas: del 31 de julio al 4 de agosto

Hora: de 10:00 am a 14:00 pm. 

Duración: 5 sesiones, 4 horas.

Informes e inscripciones

@redperiodistascinemx

redperiodistascinemx@gmail.com

 

Objetivos generales

  • Analizar los distintos géneros, cinematográficos y periodísticos.

 

  • Establecer la relación del cine moderno, la crítica y los movimientos culturales.

 

  • Conocer los orígenes de la crítica cinematográfica.

 

  • Mostrar las películas más importantes del periodo moderno del cine y sus principales directores.

 

  • Abordar la teoría del cineasta autor y cine comercial.

 

  • El documental y la ficción, socios o enemigos, o un género nuevo.

 

  • La historia integral del cine mexicano, sus antecedentes.

 

  • Analizar el lenguaje cinematográfico y su evolución a partir de la segunda mitad del siglo XX.

 

Temario

Lunes 31 de julio:

Inauguración.

Presentan Jorge Caballero y Juan Manuel Badillo, coordinadores.

El cine y los géneros periodísticos.

Martes 1 de agosto:

La crítica cinematográfica. Orígenes y definiciones.

Miércoles 2 de agosto:

Reporterismo de agencia de noticia.

Jueves 3 de agosto:

El ensayo y la investigación de tesis.

Viernes 4 de agosto:

Cómo editar una sección de cine en un periódico.

Clausura

Periodistas y críticos invitados

  • Clara Sánchez, reportera, profesora de género periodísticos y apreciación cinematográfica.

 

  • Luis Tovar. Crítico de cine de La Jornada y Editor de La Jornada Semanal.

 

  • Nancy Mora. Editora y fundadora del sitio Encuadres y reportera de la agencia Notimex.

 

  • Juan Solís, doctor en historia de arte y periodista.

 

  • Omar Cabrera, reportero de cine y de espectáculos, con más de 15 de experiencia.

 

Coordinadores: Juan Manuel Badillo y Jorge Caballero.

 

 

 

Las prensa de cine, los primeros en reconocer a “La 4ª compañía”

La película de Amir Galván y Mitzi Vanessa Arreola se quedó con 10 premios Ariel de 20 a los que estaba nominada.

El Guerrero de la Prensa fue su primer reconocimiento nacional.

Juan Manuel Badillo

25586880441_092a587b06_k

Amir Galván y Mitzi Vanessa Arreola en marzo de 2016, consechando su primero de varios premios nacionales para su primer película La 4a Compañía. ©FotoFICG/Natalia Fregoso.

La 4ª compañía, de Amir Galván y Mitzi Vanessa Arreola, conquistó 10 estatuillas de 20 nominaciones. Su lanzamiento en salas será a finales de años, informaron los cineastas.

“Qué bueno que La 4a compañía no tiene guión adaptado”, bromeó el guionista hispano de Almacenados, David Desola, en la 59 ceremonia del Ariel, en El Palacio de Bellas Artes.

25378695560_4a30df187e_k

Los ganadores del Guerrero de la Prensa en el 31 FICG. Everardo González por el documental El Paso y Mitzi Vanessa Arreola y Amir Galván por La 4a Compañía. ©FotoFICG/Natalia Fregoso.

Su estreno nacional fue en el 31 Festival Internacional de Cine de Guadalajara, donde ganó el Premio Guerrero de la Prensa y luego se hizo de dos premios más: el Mayahuel para el actor Adrián Ladrón y el premio especial del jurado Iberoamericano.

La entrega del Premio Guerrero de la Prensa a los Galván y Arreola fue emotiva. Vanessa Arreola lloró y Amir se aguantó las ganas. Ese año la Red de Prensa Mexicana de Cine también reconoció el documental El Paso de Everardo González.

La 4a Compañía rescata la historia del equipo de futbol americano de la penitenciaría de Santa Matha Acatitla, un caso de deportistas y malandrines, brazo armado de El Negro Durazo, personaje de triste memoria. Un caso de violencia y corrupción en el sexenio de José López Portillo.

reparto

Hernán Mendoza y Adrián Ladrón (Ariel 2017 a mejor actor) en La 4a Compañía.

Película que tiene a presos reales del penal como extras y filmadas en los mismos escenarios donde tuvieron lugar los hechos reales, lo cual complicó su rodaje en todos los sentidos y a todas horas.

Los cineastas tardaron 10 años en filmarla y tendrán que esperar dos para verla en una sala de cine, de ese tema se encarga la productora más cotizada del cine nacional, Mónica Lozano; ellos la quieren lanzar en cines y en plataforma digital al mismo tiempo, y en eso están. RED

 

Para el cine mexicano, el TLC “fue un error”: senador Ríos Piter

-Los diferentes sectores de la industria deben ser parte de las nuevas negociaciones del tratado con Estados Unidos y Canadá, asegura el senador.

-Propone mecanismos de fomento bancario para incentivar la industria.

Juan Manuel Badillo

AP-4

Emilio Echevarría y sus perros, en Amores perros (2000) de Alejandro G Iñárritu.

El senador independiente Armado Ríos Piter salió en defensa del cine nacional y pide, en un comunicado, “proteger esta industria en la inminente renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN)”.

Dijo el senador, quien llegó al Senado de la mano del PRD, que en la negociaciones de 1994 el tema del cine no quedó protegido y la actividad cinematográfica sufrió un grave deterioro: “Es un error que se tiene que corregir”.

Dijo que se propuso “Un punto de acuerdo” en el Senado, donde se pide “que se garantice el involucramiento pleno de este sector”.

Al mismo tiempo, el senador propone ante el Senado una iniciativa de ley “que busca el desarrollo integral, en producción, distribución, comercialización y exhibición de películas”, en el país y allende las fronteras.

Esta iniciativa con Proyecto de Decreto, aspira a que las Secretarías, de Cultura, de Economía, y de Hacienda y Crédito Público, fomenten el desarrollo artístico de la industria cinematográfica mexicana”, señala el comunicado de la oficina de prensa del senador.

También señaló la falta de financiamiento bancario para hacer competitiva la industria.

“La iniciativa incluye el planteamiento para crear la Banca de Fomento de la Industria Cinematográfica para facilitar un esquema de garantías, que faciliten el acceso al crédito bancario a los productores”, señala.

Éstos serán sujetos de crédito y se introduce la figura en la Ley de Seguros y Fianzas: “fianza de terminación”, que es la clave para que el Fondo y la banca de primer piso, puedan financiar productos profesionales”, explica.  RED

 

 

“Coco” de Disney-Pixar, abrirá las actividades del FIC de Morelia

La fiesta de día de Muertos en la isla de Pátzcuaro y Morelia inspiraron la película de Disney-Pixar, “Coco”, dicen los directores.

Redacción

58

Las fiesta de Días de Muertos en la isla de Pátzcuaro. Michoacán, fue la fuente de inspiración de la nueva película de la Disney-Pixar, Coco.

Las calles de la ciudad de Morelia, así como sus edificios de mármol rosa, y sus arquitectura colonial, también fueron parte de la estética de la película, que cuenta la historia del niño Miguel Rivera, quien se ve atrapado en dos mundos, el de los vivos y el de los muertos.

Coco fue dirigida por Lee Unkrich (Toy Story 3, 2010), Adrián Molina(diseñador de storyboard de Monsters University, 2013) y producida por Darla Anderson (Toy Story 3).

La película animada se presentará en la apertura del FIC Morelia, una semana antes de su lanzamiento en México, el 27 de octubre.

En un video, los directores Lee Unkrich y Adrián Molina, y la productora Darla Anderson explican el origen de la película Coco y dan al primicia sobre su estreno en el FIC Morelia. RED

Ver video

 

 

 

 

Murio José Luis Cuevas, artista y cinéfilo

Los periodistas de cine y críticos que conforman la Red de Prensa Mexicana de Cine abrazan a María Jose Cuevas y su hermana Ximenas, por la muerte de su padre, el artista José Luis Cuevas.

cuevas

Dos grandes del arte: Luis Buñuel y José Luis Cuevas, y la entonces pequeña, María José.

Redacción

La tarde de este lunes murió José Luis Cuevas, contaba con 83 años, reportaron las primeras noticias que circularon en Internet.

Falleció el artista de la ruptura, dibujante, de la provocación y el debate.

Artista de la vida a Go Go, fundador de la Zona Rosa y de la Zona Roja, ambas en la misma colonia, pero en tiempos distintos.

Murió el hombre que más y mejor habló de sí mismo, luego de Carlos Monsiváis, claro está. Con Monsiváis competían ambos, para ver quien veía más cine mexicano, quien sabía más datos, más detalles de las películas, sus actores, directores, etcétera.

No trascendieron más detalles sobre el fallecimiento del artista y erotómano.

FSM_joseLuisCuevas3590b

Fotografías de Jorge Vargas y Francisco Segura / Secretaría de Cultura.

José Luis Cuevas se alejó de la vida pública poco después de haberse casado por segunda ocasión, con Beatriz del Carmen Bazán, y protagonizar una agria discusión familiar entre eposa y las tres hijas del finado: Xinena, Mania y María José.

JVL_paseoJoseLuisCuevas7857b

José Luis Cuevas de paseo. Fotografías de Jorge Vargas y Francisco Segura / Secretaría de Cultura.

Poco se sabía uno de los artistas más debates públicos protagonizó, hasta hoy que dio la nota, la última.

Quedó como testigo de ocasión una tarde de lluvia impertinente y los poetas de dos centavos dirán seguramente: El cielo llora a José Luis Cuevas. Amen.

Boletín de la Secretaría de Cultura. Información Secretaria de Cultura 997 LCL-2RED